a
b
No

ACLU de Mass. exige justicia para 40.000 personas condenadas en base a pruebas forenses contaminadas

Fraude en laboratorio estatal ha dejado miles de acusados en el limbo.
Send to friendRecomendar en FacebookCompartir en TwitterPrinter-friendly version

January 10, 2014

Más de dos años y medio desde el descubrimiento que Annie Dookhan, química en un laboratorio estatal de Massachusetts, había cometido fraude, falsificado resultados de análisis forenses y contaminado pruebas, la ACLU pidió justicia para las personas afectadas por el escándalo de proporciones históricas.

A pesar de una investigación oficial que ha costado cientos de miles de dólares, el estado aún no ha identificado todos los casos afectados por las pruebas contaminadas. En cambio, han sido los mismos acusados quienes han tenido que hacer un pedidos especiales para que las cortes revisen sus casos.

La ACLU ha pedido que se implemente un proceso justo e uniforme, y que la fiscalía tenga la responsabilidad de identificar todos los casos afectados e inmediatamente llevarlos ante una corte.

También ha pedido que la corte declare que si a un condenado se le otorga un juicio nuevo, que la sentencia nueva no pueda ser más severa que la anterior.  

Según Matt Segal, director legal de la ACLU de Massachusetts, “no es justo castigar a los acusados por la mala conducta del estado”. 

Para más información sobre el caso (en inglés): www.aclum.org/tainted_convictions

 
 

©2017 ACLU of Northern California, reservados todos los derechos. Normas de intimidad en Internet (Privacy Statement) | Acuerdo para el uso (User Agreement)